image

SSL4YOU PODCAST Español para extranjeros, #10 Necesito un vestido nuevo (ssl4you podcast)

Necesito un vestido nuevo. Mi hermana va a casarse la semana que viene y necesitaba un vestido nuevo para la boda. Fui a una tienda que voy normalmente cuando necesito algo especial, generalmente es un poco mas cara que otras tiendas pero saben que es lo que mejor me sienta. Había montones de cosas nuevas, vestidos bonitos en azul y en negro, faldas de muchos colores y de todas las tallas. Pantalones elegantes y camisas y camisetas de todos los colores. Explique a la dependienta que quería algo elegante y diferente y después de comprobar que mi talla era la mediana me enseño cinco vestidos preciosos, dos faldas entalladas y algunos pantalones. No me gusta llevar pantalones en verano y los deje a un lado. Me probé las faldas y los vestidos y después de media hora poniéndome y quitándome decidí que estaba maravillosa con aquel vestido negro ajustado. Cerré los ojos a la hora de pagar, le di mi Visa, firme el recibo e intente olvidar el precio antes de dar la vuelta a la esquina. “Un día es un día” Me dije.



Want to learn a language?


Learn from this text and thousands like it on LingQ.

  • A vast library of audio lessons, all with matching text
  • Revolutionary learning tools
  • A global, interactive learning community.

Language learning online @ LingQ

Necesito un vestido nuevo. Mi hermana va a casarse la semana que viene y necesitaba un vestido nuevo para la boda. Fui a una tienda que voy normalmente cuando necesito algo especial, generalmente es un poco mas cara que otras tiendas pero saben que es lo que mejor me sienta. Había montones de cosas nuevas, vestidos bonitos en azul y en negro, faldas de muchos colores y de todas las tallas. Pantalones elegantes y camisas y camisetas de todos los colores. Explique a la dependienta que quería algo elegante y diferente y después de comprobar que mi talla era la mediana me enseño cinco vestidos preciosos, dos faldas entalladas y algunos pantalones. No me gusta llevar pantalones en verano y los deje a un lado. Me probé las faldas y los vestidos y después de media hora poniéndome y quitándome decidí que estaba maravillosa con aquel vestido negro ajustado. Cerré los ojos a la hora de pagar, le di mi Visa, firme el recibo e intente olvidar el precio antes de dar la vuelta a la esquina. “Un día es un día” Me dije.


×

We use cookies to help make LingQ better. By visiting the site, you agree to our cookie policy.